¡Son demasiado tenebrosas como para intentar probarlas!

Una extraña moda culinaria parece haber invadido las fiestas en Inglaterra. Se trata de chocolates con forma de cabezas de bebes. Y son tan reales que producen una horrible sensación con sólo verlas.

Estas inquietantes “obras” de chocolate blanco fueron diseñadas originalmente como un encargo privado, pero al parecer salieron tan bien que Annabel de Vetten, la chocolatera fabricante, decidió hacer seguir produciéndolas. Así, sus cabecitas fueron descubiertas por una famosa experta en confitería, tortas y pasteles llamada Miss Cakehead y ahora las cabezas de recién nacidos son extremadamente populares el país del Principe William, David Beckham y las Spice Girls.

“Es sólo chocolate”, advierte la creadora. “Si la gente se impresiona, no tiene porqué consumirlas. Pueden ir a comprarse una simple y aburrida barra en cualquier tienda”.

Las cabezas de bebé, que son de tamaño natural, se hacen con un molde de látex similar al que se usa para crear velas y contienen alrededor de 5.000 calorías (el doble de la ingesta diaria de una persona común).

Y por si fuera poco, para darle un toque más escalofriante, Annabel aclara que como las cabezas son demasiado grandes para morderlas directamente, sugiere golpearlas con un martillo para partirlas y recién entonces comer los pedazos de chocolate.DE:noticiaslocas.com

« »